jueves, 31 de marzo de 2016

La grandeza del cambio en américa.


La grandeza del cambio en américa.

Víctor Salazar Soto .

Los Caballeros de la Orden del sol. Estamos comprometidos con ayudar al desarrollo de la sociedad en que vivimos .mejorando nuestra casa .La Madre Tierra ,que es la que nos sustenta cada día ,dándonos la oportunidad de servir ,de ser mejor cada día de nuestra vida , en una sociedad fraterna con libertad e igualdad . Padre y madre de la democracia.
Se avizora un día, no muy lejano, donde caminemos como hermanos , hombres y, mujeres y todos los géneros, con los mismos derechos .Libre en la tierra de nuestros antepasados, reconectándonos nuevamente con nuestra madre tierra, viviendo en el camino de la unidad, el hombre y la naturaleza.
El derecho a la educación a la salud a la seguridad, por parte del estado.
Intereses creados, por una elite que controlan y gobiernan, coaccionado nuestra realidad, y por ende nuestra libertad adormeciéndonos en una supuesta realidad.
Embriagado en esta supuesta realidad, la sociedad ha perdido, el punto de encaje de la fuente, su centro que lo une a la fuente primordial.
La desconepcion ha producido, que los que hoy están en el poder, estén usando a su beneficio propio los intereses del estado . Los que hoy gobiernas las naciones, son corruptos delincuentes, que se aprovechas de los cargos públicos, para delinquir los bienes del pueblo, pactando con las organizaciones del poder que controlan el dinero y las drogas, que matan a nuestra sociedad.
Tan iguales a las autoridades, que visten los uniformes (policías del orden público y policías municipales) .que deberían honrar, las vestimentas que con tanto honor hombres y mujeres justos, que en algunos casos han muerto, por defender el derecho a la justicia y libertad de la sociedad. Porque fue el compromiso dado a dios y a su patria.
Es tiempo del despertar y trabajar junto para un mundo mejor .
Ama Sua ( No seas ladrón)
Ama Llulla (No seas mentiroso)
Ama Quella (No seas ocioso).

Un camino de fe  convicción y razonamiento