lunes, 16 de marzo de 2015

EL VATICANO Y EL PROYECTO. L.U.C.I.F.E.R

plantilla-para-publicaciones
EL VATICANO Y EL PROYECTO. L.U.C.I.F.E.R

Lucifer, cuyas siglas en inglés significan “Gran Telescopio Binocular Infrarrojo Cercano Utilidad con Cámara y Unidad de Campo Integral para Investigación Extragaláctica”, es un instrumento refrigerado conectado a un telescopio en Arizona.

Y sí, es llamado así por el diablo, cuyo nombre mismo significa “estrella de la mañana” [y que] resulta estar justo al lado del Observatorio del Vaticano en el monte Graham en Tucson.”
Rebecca Boyle, de la revista Popular Science
Después del lanzamiento de nuestro best-seller 2012 Petrus Romanus – El Último Papa está aquí, fuimos inundados con invitaciones de todo el mundo para ser entrevistados en la radio, la televisión y en los medios impresos.
Estos incluyen,
segmentos en el History Channel de “Cuenta Atrás para el Apocalipsis”, que se estrenó el 09 de noviembre de 2012 una función especial en la canal cristiano más grande de Canadá, VisionTV titulado “Yo profetizo: La serie del Apocalipsis” (con recreaciones) que se transmitió a nivel nacional el Martes, 20 de noviembre de 2012 invitaciones a Roma para hablar con los medios de comunicación italianos nuestras conclusiones sobre René Thibaut, un jesuita belga cuyo minucioso análisis de la Profecía de los Papas predijo la llegada de Petrus Romanus en esta era una entrevista en “lo mayor de”, con George Noory en Coast to Coast AM,
…y docenas más.
Pero fue dos shows en particular, lo que hicimos en el programa radial Omega Man ​​with autor popular y la radio Steve Quayle hombre que llevó a nuestra visita a Monte Graham en el sureste de Arizona para iniciar la investigación.
El primer show de Steve disparó al Hombre Omega Man ​​al primer Programa Blog Radial de Conversación # 1 en el mundo por más de una semana. Se centró en la antigua profecía de los Papas y el hecho de que el pontífice después de Benedicto XVI será el último en esta misteriosa lista de papas, una profecía que se ocultó en el interior de las bóvedas secretas del Vaticano durante cientos de años, y que muchos creen que apunta a la llegada del Falso Profeta de la infamia del fin de los tiempos.
(Tenga en cuenta que al inicio de esta investigación, el Papa Benedicto XVI seguía siendo Papa, y quien quiera que esté previsto a seguirlo en el papel de Petrus Romanus es todavía una cuestión abierta, pero quienquiera que resulte ser, es el último Papa según la medieval profecía católica).
En el segundo programa de Hombre Omega, que se emitió Miércoles 04 de abril de 2012, se abordó el tema de la conexión “Vaticano ET”.
Ese programa envió al Hombre Omega a la estratosfera por una posición superior sin precedentes de un mes en el programa de radio más popular en el planeta, lo que demuestra a estos autores que el mundo está más que casualmente interesado, ​​no sólo en el último Papa, sino en la relación entre Roma y su trabajo sobre la inteligencia extraterrestre, la astrobiología y la intrigante relación entre esas cuestiones y Petrus Romanus.
Así, en una suave mañana de septiembre de 2012, junto con nuestro camarógrafo – Joe Ardis, también conocido como el hombre salvaje de las montañas Ozark – salimos de la pequeña ciudad del desierto de Safford, Arizona (que normalmente tiene un cálido clima deséricto, mucho más caliente que la mayoría lugares en el este de Arizona, debido a su altitud relativamente baja de 2.953 pies) [i]en ruta hacia el monte Graham al Observatorio Base Camp, a 80 millas de Tucson y a pocos kilómetros al sur de Safford sobre la Ruta Estatal 366.
Situado cerca del límite norte de los territorios Apache Chiricahua y territorios occidentales Apaches, Dził Nchaa Si An, como se le conoce en el idioma Apache occidental, es una de las cuatro montañas sagradas en América para los Apache, y considerada sagrada para la totalidad de los pueblos nativos de esa región.
(La Tribu Apache San Carlos originalmente se había unido a los ambientalistas que buscan, entre otras cosas, proteger los terrenos sagrados y la Ardilla Roja Americana, en la presentación de docenas de demandas ante un tribunal federal de apelaciones para detener la construcción de los observatorios de Monte Graham, pero el proyecto finalmente prevaleció después de una Ley pasada por el Congreso de los Estados Unidos que lo permitió).
Habíamos sido advertidos por nuestro guía que la caminata por la ladera empinada de 2,953 metros hasta a más de 10,700 era precaria, con curvas cerradas, más zigzags y segmentos estrechos del camino con vistas a las paredes del más profundo cañón que podríamos haber imaginado, y, para rematar, no habría barandas a lo largo de la desgarradora trayectoria en zigzag.
Estábamos programados para llegar al Observatorio Internacional del Monte Graham un par de horas después de la salida. Nos reuníamos con los astrónomos e ingenieros del Gran Telescopio Binocular – en la actualidad uno de los telescopios ópticos más avanzados del mundos – donde, entre otras cosas, el nuevo dispositivo LUCIFER está fijado entre sus gigantes espejos gemelos (cualquiera de ellos sería el mayor telescopio óptico en el continente de América del Norte).
Más tarde nos dijo el ingeniero de sistemas de GTB, que pasó mucho tiempo con nosotros ese día, que otro instrumento – LUCIFER-II – está programado para llegar al observatorio en cualquier momento ahora y completar las dos cámaras espectógrafas termográficas infrarrojas multi-objeto de larga rendija que necesitan para estudiar el cielo en busca de, entre otras cosas, exo-planetas que podrían albergar vida inteligente.
También visitábamos el Telescopio Submilimétrico Heinrich Hertz ese día, que está ubicado entre el GTB y el verdadero objetivo de nuestra búsqueda – el Telescopio de Tecnología Avanzada del Vaticano y los jesuitas que trabajan allí.
Antes de abandonar el campamento base, fue sugerido que tomásemos Dramamine para el mareo, antes de la salida, y los dos hombres en nuestro equipo que declinaron la oferta, pronto hubieran deseado no haberla declinado, ya que una vez en camino, era un viaje sin parar de atrás hacia adelante, saltando arriba y abajo mientras el conductor – que parecía disfrutar de estar en un equipo más rápido de lo que debería haber tenido, dadas las circunstancias – de vez en cuando nos miraba por el espejo retrovisor y sonreía.
A medida que pasábamos de los matorrales del desierto de Sonora en las faldas de la montaña hasta el bosque de abetos alpinos y bosques cerca de la cumbre, nuestro guía, quien se sentaba en el asiento delantero opuesto al chofer de vez en cuando señalaba algo a un lado, describiendo cómo existían zonas más vitales y vegetativas aquí que en cualquier otra montaña de América del Norte, incluyendo casi dos docenas de plantas, animales e insectos que no se encuentran en ningún otro lugar.
Por supuesto, esto incluye el célebre Monte Graham – la ardilla roja en peligro de extinción – que Arizona ya ha gastado por lo menos 1,25 millones de dólares protegiéndola.
Pero era difícil de apreciar estos hechos mientras estaba uno mareándose cada vez más y preguntándose cuán lejos abajo de la pared del cañón rodaríamos si en algún momento el conductor perdía el control y rodábamos a un lado del cañón.
Por suerte, justo cuando estábamos empezando a pensar que esto había sido una mala idea, paramos aproximadamente a dos tercios del camino hasta la montaña en la estación de Columbine Ranger, un Complejo Forestal del Servicio Administrativo USDA que había sido construido alrededor de 1935 por el Cuerpo Civil de Conservación, un programa de trabajo de asistencia pública que era parte de “Nuevo Tratol” del presidente Franklin D. Roosevelt, que había proporcionado trabajos manuales para personas no calificadas para aliviar el desempleo durante la Gran Depresión.
Nos llevamos una bolsa de almuerzo y usamos la Estación de Guardabosques como un lugar para descansar un rato, comer, y dejar que nuestros vientres recuperar un poco de la montaña rusa.
Mientras comíamos un emparedado y veíamos las envejecidas fotos en blanco y negro que colgaban en las paredes aquí y allá, de los hombres era de la Depresión que habían construido el modesto campamento, nos encontramos con un voluntario, un interesante viejo amigo quien nos contó cómo había estado yendo allí durante muchos años para mantener un fuego en la chimenea y para saludar a los caminantes que recorrían el parque. Cuando le dijimos que íbamos, él se quedó en silencio.
Cuando añadimos que nuestro plan era hablar con los jesuitas en VATT en la zona restringida más arriba en la montaña, perdió interés en la conversación y comenzó a agitar su fuego de nuevo.
Minutos más tarde, consumido el almuerzo consumido y aún con los estómagos inquietos, estábamos de regreso en nuestro vehículo. Desde este punto en adelante, el camino, si podemos llamarlo así, se convirtió en poco más que un glorificado sendero de cabra hasta que finalmente, a una milla de nuestro destino, llegamos a una puerta de seguridad con las advertencias de “Prohibido el paso” en varios idiomas.
El guía tenía una llave de la puerta. Abrió entonces volvió a cerrar detrás de nosotros después de que nos condujo a través de la abertura.
En ese momento, el conductor sacó un radio, que no habíamos visto antes, y llamó por radio a alguien al dirigirnos por la pendiente.
Evidentemente esto era necesario porque a partir de este punto en adelante el carril de grava empinado era apenas lo suficientemente ancho para un vehículo a la vez, y no quiso arriesgarse a chocar contra otro vehículo que pudiera estar descendiendo de los Observatorios. Nadie respondió a la llamada, por lo que llamó por radio otra vez, y luego una tercera vez, aún sin ninguna respuesta.
El silencio debe haber significado que el camino estaba claro, ya que él deslizó el vehículo en marcha baja y comenzamos nuestros últimos 30 minutos a subir por la ladera de la montaña.
“Y una cosa más”, advirtió el guía que nos tiró sobre la rocosa pista, girando las llantas contra la gravilla suelta y el polvo.
“Cuando lleguemos a la zona restringida verán cables de colores brillantes acordonando la mayor parte de la tierra alrededor de los edificios. No… repito, no pasen por encima de esas líneas o serán inmediatamente arrestados y llevado a la cárcel. “
No estaba sonriendo, y cuando llegamos a los observatorios, vimos las líneas de seguridad y vehículos de vigilancia, tal como lo había descrito.
BUSCANDO A LUCIFER DESDE LO ALTO DE LA MONTAÑA SAGRADA
Eran aproximadamente las 11: AM (PST) Al doblar la última curva, justo por delante de los edificios imponentes que albergan el Gran Telescopio Binocular (GTB), un telescopio óptico para astronomía y actualmente uno de los sistemas más avanzados del mundo.
Cerca de él estaba el edificio del telescopio submilimétrico (TSM), o como también se le conoce, el edificio Heinrich Hertz del telescopio submilimétrico, un radio telescopio único de, “estado-del-arte de un solo plato para observaciones en longitudes de onda submilimétricas… el más exacto radio telescopio jamás construido.”[ii]
Y por último, pero a no menos de una cuadra de distancia de ellos se observaba la razón principal para caminar penosamente a la cima de este pico – el Avanzado Telescopio Tecnológico del Vaticanoo VATT.
Por supuesto, había leído la historia oficial de la página web del Observatorio del Vaticano antes de hacer el viaje, de cómo VATT hace honor a su nombre:
“Su corazón es una construcción de panal de 1.8-mf/1.0 de espejo primario de borosilicato.
Esto fue fabricado en el Laboratorio Mirror de la Universidad de Arizona, y fue pionero, tanto de las técnicas de fundición en giro y las técnicas de pulido de ese laboratorio, que están siendo utilizadas para espejos de telescopios de hasta 8,4 m de diámetro.
El espejo primario es tan profundamente-cóncavo que el foco del telescopio está sólo por encima del espejo, ya que el espejo es amplio, permitiendo así una estructura que es aproximadamente tres veces más compacta que la anterior generación de diseños de telescopio.”[Iii]
Dejando de lado el lenguaje técnico, los “observadores” que están autorizados para operar VATT y aquello que están utilizando para estos días es lo que nos llevaría a través del espejo.

Esto fue confirmado más tarde por el Padre Jesuita de guardia ese día (a quien capturamos en la película) que nos dijo que entre las investigaciones más importantes teniendo lugar con astrónomos del sitio del Vaticano es la búsqueda de la identificación de ciertos planetas extrasolares y la inteligencia extraterrestre avanzada.
A continuación, procedió (al igual que nuestro guía) a mostrarnos todo el observatorio – desde los cuartos personales de los astrónomos eclesiásticos – donde comían, dormían, relajado, estudiaban – a las salas de control, pantallas de ordenador y sistemas, e incluso el propio telescopio.

A pesar de que se nos dio completa oportunidad sin restricciones a cuestionar cómo se utilizan los dispositivos y qué distintivos definen a cada uno de los telescopios en el monte Graham por aparte, no había esperado esa facilidad con la que los astrónomos y técnicos también hablarían de los ovnis!
Esto fue especialmente cierto cuando caminamos por el camino de grava de VATT hacia el Gran Telescopio Binocular (GTB), donde pasamos la mayor parte del día con un ingeniero de sistemas que no sólo nos llevó a los siete niveles de esa poderosa máquina – señalando el dispositivo LUCIFER y explicándonos para qué se utiliza (al que él cariñosamente se refirió como “Lucy” varias veces y en otros lugares como “Lucifer”), así como todos los demás aspectos del telescopio, nosotros tratamos de envolver nuestras mentes en todo – pero que también nos sorprendió al sentarnos en la sala de control, escuchándolo a él y a los astrónomos hablando tan a la ligera de la redundancia con la que los ovnis son capturados en las pantallas como dardos a través de los cielos.

Nuestro amistoso ingeniero no parpadeó, ni tampoco ninguno de los otros científicos en la habitación, y nos quedamos impactados por esto, cuán ordinario parecía ser esto.
Autores Tom Horn y Putnam Cris delante de VATT.
De pie en la plataforma debajo VATT.
Caminando desde VATT hacia el Gran Telescopio Binocular.

Ingeniero de Sistemas del GTB en la sala de control con Tom, Cris,
y un astrónomo (fuera de cuadro a la derecha) describiendo la frecuencia con
la cual son capturados “OVNIs” durante las observaciones.
Pero por más que el común de los avistamientos de ovnis en los Telescopios del Monte Graham nos intrigaron, esta no era la razón principal de nuestra visita allí.
Habíamos llegado con cuestiones más profundas relativas a los astrónomos de alto nivel del Vaticano y lo que habían estado filtrando y discutiendo con los medios de comunicación en los últimos años. Comentarios cautivantes de los padres jesuitas como Guy Consolmagno – un astrónomo líder que a menudo se convierte en imagen en los medios de comunicación como portavoz del Vaticano, quien ha trabajado en la NASA y es profesor en la Universidad de Harvard y el MIT y que en la actualidad divide su tiempo entre el Observatorio del Vaticano y de laboratorio (Specola Vaticana ), con sede en la residencia de verano del Papa en Castel Gandolfo, Italia, y el Monte Graham en Arizona.
En los últimos años, ha centrado gran parte de su tiempo y esfuerzo en un intento de reconciliar ciencia y religión en los foros públicos, específicamente en lo que se refiere al tema de la vida extraterrestre y su posible impacto en el futuro de la fe, que decidimos ponernos en contacto con él.
Accedió a ser entrevistado desde Roma, y en los numerosos intercambios que siguieron, nos contó algunas cosas que parecían fuera del alcance.
Él incluso nos envió una copia de un documento privado en pdf, una literal mina de oro de lo que él y el Vaticano están considerando en relación con las ramificaciones de la astrobiología y específicamente el descubrimiento de extraterrestres avanzados… en el que admite que las sociedades contemporáneas muy pronto,
“Miremos a los extraterrestres a ser los salvadores de la humanidad.”

Los Nephilim como “salvadores espaciales” para la salvación del hombre
Para ilustrar la solidez teológica de esta posibilidad, Consolmago sostiene que los seres humanos no son los únicos seres inteligentes que Dios creó el universo, y, dice, estas formas de vida no humanas son descritas en la Biblia.
Comienza señalando a los ángeles y luego nos sorprende haciendo referencia a los Nephilim:
Otros seres celestiales surgen varias veces en los Salmos.
Por ejemplo, mira el hermoso pasaje del Salmo 89 que dice,
“Deja que los cielos alaben tus maravillas, 0 Señor, tu fidelidad, en la asamblea de los santos. Porque ¿quién en los cielos se puede comparar con el Señor? ¿Quién entre los seres celestiales es como el Señor? …
Los cielos son los tuyos, y la tierra también es tuya;. El mundo y todo lo que hay en él – tú lo fundaste “De igual manera, Dios le preguntó a Job (38:7) si cualquier ser humano podría afirmar haber estado en la creación” cuando las estrellas de la mañana cantaron juntas y todos los seres celestiales gritaban de alegría. “
¿Son estos “cielos”, “santos”, aquellos “en el cielo”, las “estrellas del amanecer… y los seres celestiales “más referencias a los ángeles? ¿O se refieren a otro tipo de vida más allá de nuestro conocimiento?
… Y estas no son las únicas criaturas inteligentes no-humanas mencionadas en la Biblia. Está este extraño y misterioso pasaje al comienzo del Génesis, capítulo 6, que describe a los “hijos de Dios” tomar esposas humanas. Con ello hay una frustrante referencia oblicua a “Los Néfilim… los héroes que eran antiguos guerreros de renombre.”
La mayoría de los eruditos bíblicos sugieren que los Néfilim y los Hijos de Dios en Génesis pueden ser explicados como una referencia de sobra para las historias de la creación de los paganos que rodeaban el antiguo Israel, que fueron escritos por la clase de personas cuya cultura no vio a nadie No De Mi Tribu como siendo un indecible extraterrestre.
Del mismo modo, las referencias a los cielos y las estrellas, cantando y alabando al Señor puede ser vista simplemente por la poesía hermosa que es.
Pero ya sea si uno interpreta a estas criaturas como ángeles o extraterrestres en realidad no importa para el bien de nuestra discusión aquí. El punto es que los antiguos escritores de la Biblia, como todos los pueblos de la antigüedad, estaban perfectamente contentos con la posibilidad de que otros seres inteligentes pudieran existir. [II]
Lea eso de nuevo, y entonces pregúntese:
¿El astrónomo superior del Vaticano en realidad quería utilizar la historia de los Néfilim de la Biblia como un ejemplo de la clase de hombres “salvadores del espacio” a los que pronto se podría recurrir en busca de la salvación?
Esta increíble afirmación es sólo superada por lo que dice a continuación.
Citando a Juan 10:16, que dice:
“Y tengo otras ovejas, que no son de este redil; aquéllas también debo traer, y oirán mi voz y habrá un solo rebaño y un solo pastor”
…Consolmago escribe:
“Tal vez no es tan descabellado a ver la Segunda Persona de la Trinidad, el Verbo, que estaba presente “En el principio”(Juan 1: l), llegando a poner su vida y volverla a tomar (Juan 10: 18), no sólo como el Hijo del hombre, sino también como un Hijo de otras razas? “[III]
¿Los estudiosos del Vaticano realmente creen que Jesús pudo haber sido el Niño-Estelar de una raza alienígena?
¿Consolmagno y/o otros jesuitas secretamente sostienen que la “Inmaculada Concepción” fue en realidad un escenario de secuestro en el que María fue fecundada por ET, dando a luz al híbrido Jesús?
que parezca, usted debe prepararse para la inesperada respuesta, al irse desarrollando esta serie.
Todo esto parecería teología imposible si no fuera por el hecho de que otros portavoces de alto rango del Vaticano – los que rutinariamente estudian desde la “Base Estelar” (como la llaman los indios locales) en el Monte Graham – han estado diciendo lo mismo en los últimos años.
Estos incluyen,
Al Dr. Christopher Corbally, Vice Director del Grupo de Investigación del Observatorio Vaticano en el Monte Graham hasta el año 2012, que cree que nuestra imagen de Diostendrá que cambiar si la divulgación de la vida extraterrestre pronto es revelada por los científicos (incluida la necesidad de evolucionar desde el concepto de un ​​Dios”antropocéntrico” a una “entidad más amplia”), [IV]
el actual director del Observatorio Vaticano, el padre José Funes que ha ido igual de lejos, sugiriendo que la vida extraterrestre no sólo existe en el universo y que es “nuestro hermano”, sino que, cuando se manifiesta, se confirma la “verdadera” fe del cristianismo y el dominio de Roma.
Cuando el periódico L’Osservatore Romano (que no publica nada que el Vaticano no apruebe) le preguntó qué era aquello, me respondió:
“¿Cómo podemos descartar que la vida puede haberse desarrollado en otro lugar? Así como consideramos a las criaturas terrenales como ‘hermano’ y ‘hermana’, ¿por qué no hablar de un ‘hermano extraterrestre’? Seguiría siendo parte de la creación “[V] y creyendo en la existencia de tal no está en contradicción con la doctrina católica. [VI]
El Hermano Guy Consolmagno con el Papa Benedicto XVI
Estas declaraciones no son sino la última de una serie de recientes comentarios por numerosos astrónomos del Vaticano confirmando una creencia cada vez mayor (¿o conocimiento interno?) que en un futuro próximo se hará la divulgación de la vida extraterrestre, incluso vida inteligente, y que este encuentro no desafiará la autoridad de la Iglesia Católica Romana.
A partir de los años 70 a través de los años 90, fue Monseñor Corrado Balducci – un exorcista, teólogo y miembro de la Curia del Vaticano (órgano rector en Roma) y amigo del Papa – que fue tal vez más lejos, apareciendo en numerosos programas de la televisión italiana nacional afirmando que los ETs no sólo era posible sino que ya están interactuando con la Tierra y que los líderes del Vaticano eran conscientes de ello.
Por otra parte, hablando como un demonólogo oficial, dijo que los encuentros con extraterrestres,
“No son demoníacos, no son causa de un deterioro psicológico, y no son un caso de posesión de entidad, sino que estos encuentros merecen ser estudiados cuidadosamente.” [Vii]
Incluso reveló cómo el propio Vaticano ha seguido de cerca el fenómeno y silenciosamente está recopilando testimonios materiales sobre los extraterrestres y su misión de embajadas del Vaticano (nunciaturas) en todo el mundo [más adelante en esta investigación se darán a conocer los archivos secretos sobre alienígenas que el Vaticano ha estado recogiendo desde la década de 1950].
Por ejemplo, en un foro sobre el enorme sobrevuelo OVNI en México, dijo,
“Siempre quiere ser el portavoz de estos pueblos estelares que también forman parte de la gloria de Dios, y voy a continuar trayéndolo a la atención de la Santa Madre Iglesia”. [Viii]
Lo que sea que usted haga de sus afirmaciones, Balducci es miembro de un grupo especial de asesores para el Vaticano, un portavoz público de Roma sobre el tema de la vida extraterrestre, así como del fenómeno OVNI y el fenómeno de la abducción, y sus afirmaciones nunca han sido refutadas por la Iglesia .
Sin embargo, tal vez lo más intrigante fue el teólogo católico Padre Malachi Martin, quien, antes de su muerte en 1999, insinuó algo parecido como el inminente contacto extraterrestre más de una vez.
En el programa Coast to Coast AM de radio en 1997, Art Bell preguntó a Martin porqué el Vaticano ha invertido tanto en el estudio del espacio profundo en el Observatorio del Monte Graham que visitamos. Como profesor jubilado del Instituto Pontificio Bíblico, Martin fue calificado únicamente para mantener en secreto la información relativa al VATT.
La respuesta de Martin provocó una tormenta de interés entre los ufólogos cristianos y seculares cuando él contestó:
“Debido a que la mentalidad… entre aquellos que [están] a… los niveles más altos de la administración y geopolítica del Vaticano, sabes… lo que está pasando en el espacio, y lo que se nos aproxima, podría ser de gran importancia en los próximos cinco años, diez años”. [ix]
Esas palabras crípticas “lo que nos está acercando, podría ser de gran importancia”, fue seguido en entrevistas posteriores con la discusión de una misteriosa “señal en el cielo” que Malaquías creía que se estaba acercando desde el norte.
Si bien esto podría haber sido una referencia indirecta a un portento de fin de los tiempos, la profecía católica del Gran Cometa, dijeron personas familiarizadas con Malaquías, se cree que podría haber estado refiriéndose a una cercana llegada de inteligencia extraterrestre.
(Nota interesante de los autores: Cuando preguntamos al Padre Guy Consolmagno lo que pensaba de las afirmaciones de Malaquías, parecía realmente ofendido por el hombre, diciendo:
“He oído historias sobre el difunto Martin Malachi que se hacen, a mi juicio, afirmaciones muy sospechosas que provienen de él. Yo estuve en el Observatorio en la década de 1990, y nunca nos visitó ni tuvo nada que ver con nosotros”.
Esta reacción parece coherente con la forma en que muchos otros sacerdotes católicos despreciaron la voluntad de Malaquías de revelar lo que Roma, de otra forma, querría enterrarlo, especialmente la cábala satánica dentro de la orden jesuita de la que Malaquías escribió en sus libros más vendidos.)
Sin embargo, si la vida ET es algo que los funcionarios del Vaticano han considerado en privado desde hace algún tiempo, ¿por qué hablar de ello abiertamente ahora, en lo que algunos perciben como una cuidadosa y doctrinal, revelación a lo largo de los últimos años?
¿Es este un esfuerzo deliberado por parte de funcionarios de la iglesia para “preparar” a los laicos a la divulgación ET? ¿Son las publicaciones oficiales de la iglesia sobre el tema un intento de suavizar el golpe antes de que llegue la divulgación, con el fin de ayudar a los fieles a conservar su ortodoxia a la luz de los próximos conocimientos sin precedentes?
Escribiendo para la revista Newsweek en Jueves, 15 de mayo 2008, en el artículo “El Vaticano y los Pequeños Hombres Verdes”, señaló Sharon Begley que,
“[Esto] podría ser parte de un esfuerzo para demostrar el abrazo del Vaticano de la ciencia… Curiosamente, el Vaticano tiene planes para organizar una conferencia en Roma la próxima primavera, con motivo del 150 aniversario del Origen de las Especies, obra fundamental de Charles Darwin sobre la teoría de la evolución.
Los organizadores de la conferencia dicen que mirará más allá de las posiciones ideológicas arraigadas – incluyendo el malinterpretado creacionismo. El Vaticano dice que quiere volver a examinar el problema de la evolución ‘con una perspectiva más amplia”, y dice que una “adecuada consideración es más necesaria que nunca.’ “[X]
La “consideración adecuada” que menciona Begley puede haber sido algo aludido por Guy Consolmagno tres años antes, en una entrevista con el Sunday Herald.
Ese artículo señala de cómo el trabajo de Consolmagno incluía conciliar “los más salvajes alcances de la ciencia ficción con el dogma de pedernal de la Santa Sede”, y que su último meandro mental era Acerca de “la semilla de Jesús”, descrita como,
“Una teoría de deformación-del-cerebro que especula que, tal vez, cada planeta que alberga vida inteligente, consciente de sí misma, también puede haber tenido un paseo de Cristo a través de sus mares de metano, así como Jesús lo hizo aquí en la Tierra, en Galilea. La salvación de los Betelguesianos puede haber ocurrido al mismo tiempo que la salvación de los terrícolas. “[Xi]
Esto suena como una versión santificada de la panspermia – la idea de que la vida en la Tierra fue “sembrada” por algo hace mucho tiempo, como un impacto de asteroide – pero en este caso, “la semilla” fue nombrada por Dios y reconciliada con Cristo.
La curiosa conexión entre voceros del Vaticano y la cuestión de los extraterrestres y la salvación fue insinuada además en el número de mayo de 2008 de L’Osservatore Romano, en la entrevista con el Padre Funes, titulada “El extraterrestre es mi hermano”.
En la traducción en Inglés de la entidad italiana, Funes responde a la pregunta de si los extraterrestres tendrían que ser redimidos, que él cree que no debe ser asumido.
“Dios se hizo hombre en Jesús para salvarnos”, dice. “Si existen otros seres inteligentes, no se dice que tendrían necesidad de redención. Podrían haber permanecido en total amistad con su Creador. “[Xii]
Por “amistad plena,” Funes refleja cómo algunos teólogos del Vaticano aceptan la posibilidad de que pueda existir una especie extraterrestre que fuera moralmente superior a los hombres – , más cerca de Dios de lo que están los seres humanos caídos – y que, en consecuencia, pueden venir a evangelizarnos.
El Padre Guy Consolmagno tomó esta misma línea de pensamiento cuando escribió en su libro, Hermano Astrónomo: Las Aventuras de un Científico del Vaticano:
Así que la pregunta de que si hay que evangelizar es verdaderamente un punto discutible.
Cualquier extraterrestre que encontremos aprenderá y cambiará a partir de su contacto con nosotros, tal como nosotros vamos a aprender y a cambiar del contacto con ellos. Es inevitable. Y van a estar con nosotros evangelizándonos, también. [Xiii]
Pero espera, ya que este preocupante agujero de conejo es mucho más profundo …
En un artículo para la Enciclopedia Interdisciplinaria de Religión y la Ciencia, el Padre Giuseppe Tanzella-Nitti – un teólogo del Opus Dei, de la Universidad Pontificia de la Santa Cruz en Roma – explica lo que en realidad podría ser evangelizado durante el contacto con “extraterrestres espirituales”, ya que cada creyente en Dios, según él, saluda a una civilización extraterrestre como una experiencia extraordinaria y me inclinaría a respetar al extraterrestre y reconocer el origen común de las especies, originándose del Creador mismo.
De acuerdo con Giuseppe, este contacto por inteligencia no-terrestre entonces ofrecería nuevas posibilidades,
“De una mejor comprensión de la relación entre Dios y toda la creación.” [Xiv]
Giuseppe dice inmediatamente que esto no obligaría a los cristianos,
“Renunciar a su fe en Dios simplemente sobre la base de la recepción de nueva e inesperada información de un carácter religioso de civilizaciones extraterrestres,”[xv], pero que tal renuncia podría llegar pronto después del nuevo “contenido religioso” procedente de fuera de la Tierra se confirme como razonable y creíble.
“Una vez que la fiabilidad de la información ha sido verificada” el creyente tendría que “conciliar la nueva información con la verdad de lo que él o ella ya sabe y cree, sobre la base de la revelación del Único Dios Trino, conduciendo a una re- lectura [del Evangelio] incluyendo los nuevos datos… “[xvi]
¿Cómo este Evangelio ET “más completo” podría restarle importancia o modificar significativamente nuestra comprensión de la salvación a través de Jesucristo es discutido en la sección exo-teología de nuestro próximo libro de investigación “Exo-Vaticana”, pero el ex vice director del Observatorio del Vaticano, Christopher Corbally, en su artículo “¿Qué Si Hubiera Otros Mundos Habitados” puede haber resumido el aspecto más importante cuando llegó a la conclusión de que Jesús simplemente no puede seguir siendo el único Verbo de Salvación:
“Me gustaría tratar de explorar al extraterrestre permitiéndole ser lo que es, sin prisas para una categoría de clasificación, ni siquiera suponiendo dos géneros”, dijo Corbally, antes de dejar caer esta bomba:
Mientras Cristo es la primera y la última palabra (el Alfa y la Omega) hablada a la humanidad, no es necesariamente la única palabra hablada al universo… Porque la Palabra hablada a nosotros no parece excluir una “Palabra” equivalente hablada a los extraterrestres.
Ellos, también, podrían haber tenido su “evento-Logos”.
Cualquiera que ese evento pudiera haber sido, no tiene por qué ser un repetido muerte-y-resurrección, si permitimos a Dios más imaginación de la que algunos pensadores religiosos parecen haber tenido. Porque Dios, como omnipotente, no se limita a una forma de lenguaje, el ser humano. [Xvii]
Que los portavoces de alto rango para el Vaticano en los últimos años incrementadamente han estado ofreciendo tal lenguaje, reconociendo la posibilidad de inteligencia extraterrestre, y del dramático papel que la introducción ET a la civilización humana podría desempeñar en lo que se refiere a alterar creencias establecidas sobre antropología, filosofía, religión, y la redención se vuelve más consecuente en el futuro, de lo que la mayoría están preparados.
Y luego está ese dispositivo LUCIFER en el Monte Graham, al que el Vaticano niega estar conectado, pero nosotros ilustraremos otra osa más adelante en esta serie.
Lucifer es curiosamente descrito en la página web del Observatorio Vaticano como,
“Telescopio Infrarrojo de la NASA y del Vaticano llamado [Lucifer] – Un telescopio infrarrojo financiado por el Vaticano, construido por Alemania, la NASA y es propiedad del Vaticano… para mirar a NIBIRU / NEMESIS “. [xviii]
¿Por qué ha permitido el sitio web del Observatorio del Vaticano permitió que permanezca este título?
Nibiru y Némesis son planetas hipotéticos que supuestamente vuelven en órbita cercana a la Tierra después de períodos muy largos de tiempo. Ellos se han conectado en el mito moderno, con el “Planeta X” y más oscuramente con la destrucción de planetas que algunos creen que ocurrió durante una gran guerra entre Dios y Lucifer cuando el ángel poderoso fue echado del cielo.
En el libro de Job, donde el profeta detalla que Dios destruyó las moradas literales de los ángeles que se levantaron en contra de Él (Job 26:11-13), menciona específicamente la destrucción de Rahab, un cuerpo planetario conocido también como “Orgullo”, del que Dios expulsó a “la serpiente fugitiva”.
Están Roma y otras potencias mundiales utilizando el dispositivo LUCIFER para observar algo que el resto de nosotros no podemos ver – algo que ellos creen que representa esta antigua guerra (o peor aún, manteniendo los ojos en los tiempos finales que se están acercando, endispositivos de transporte angelicales/ovnis, algo que el Padre Malachi Martin insinuó)? Esta última teoría es interesante a la luz del nombre demoníaco del dispositivo de infrarrojos.
Los telescopios infrarrojos pueden detectar objetos muy fríos o muy lejos y débiles para ser observados en luz visible, tal como los planetas distantes, algunas estrellas enanas marrones y nebulosas.Además, la radiación infrarroja tiene longitudes de onda más largas que la luz visible, lo que significa que puede pasar a través de gas y polvo astronómico sin ser dispersado.
Los objetos y las áreas oscurecidas de la vista en el espectro visible, incluyendo el centro de la Vía Láctea, puede ser observadas por la tecnología infrarroja de LUCIFER. [Xix]
Pero con lo que los investigadores de OVNIs han estado fascinados desde hace algún tiempo ahora es e cómo la tecnología de infrarrojos también se puede utilizar para detectar y rastrear objetos voladores no identificados en los cielos, que no se pueden ver con los otros telescopios o el ojo desnudo.

De hecho, algunos de los OVNIs más sorprendentes jamás capturados en la película fueron grabados con infrarrojos.
Lo que tiene esto que ver con la llegada de Petrus Romanus y sobre todod el líder mundial que él celebrará es más allá de inquietante e inminente en última instancia.
Ingeniero LBT mostrando a los autores el dispositivo y LUCIFER
explicando de cómo utiliza infrarrojos para ver…
FUENTE: http://despiertaalfuturo.blogspot.com/