lunes, 16 de marzo de 2015

La masonería operativa de principios del siglo XX

Image result for simbolos masonicos
La masonería operativa de principios del siglo XX

Sin embargo, no han faltado testimonios enfrentados a esta creencia convencional. Entre ellos se encuentra este documento debido a la pluma de Clement Edward Stretton ingeniero mecánico y masón altígrado tanto en la rama operativa como especulativa. El documento en cuestión es el que seguidamente se transcribe y fue publicado en las Transactions de la Leicester Lodge of Masonic Research, Leicester, 1909-10, pág. 79:

“Por qué me convertí en Miembro de la Worshipful Society of Free-Masons, Rough Masons, Wallers, Staters, Paviors, Plaisterers and Bricklayers.”1

En Octubre de 1866, cuando tenía dieciséis años de edad, fui contratado por mi propio pedido por un Ingeniero Civil a quien se le pagaría unpremium [sic] por mi entrenamiento. Parte de la instrucción era tener un mes de trabajo práctico con masones picapedreros en un taller.

En el siguiente mes de Mayo, quien escribe y cinco otros “alumnos premium” fueron enviados a una cantera y taller de masones picapedreros. El patrón de los trabajos nos reunió en torno y nos presentó a la mayoría de los hombres y nos dejó en el taller. Pronto quedó en evidencia que dichos hombres no aprobaban nuestra presencia allí. Se hicieron comentarios tales como “Cowans”2, Estos tipos…!” y “Scabblers”3 junto con una amenaza acerca de tirarnos a una pila de escombros como basuras humanas.

A uno de los alumnos se le ordenó traer baldes de agua, a otro acarrear una cantidad de herramientas y aparatos alrededor de la cantera. Un tercero tuvo que cortar ramas para hacer el fuego mientras que un cuarto fue enviado a trabajar con un cincel hecho de plomo pero pintado para que pareciese hierro y un pequeño mazo al cual, luego de unos pocos golpes, se le salió la cabeza.

operativa masones
Masones operativos



Los hombres dijeron que nosotros éramos solamente algunos de los «sesenta y diez mil (sic) de quienes el Rey Salomón tenía que soportar agobios…” (I Reyes, V, 15). Tan pronto como algunos de los alumnos se acercaron a un Masón para ver cómo realizaba su trabajo, se escuchó un silbido seguido por una “alarma” y el hombre cesó de trabajar y escondió sus herramientas de trabajo bajo su mandil. Un Masón dijo «Miren para otro lado si no quieren polvo arrojado en sus ojos” y un puñado de polvo golpeó nuestros rostros.

Pensando que, tal vez, los hombres querían una paga o “dinero al pie” (footing-money) se juntó la suma de quince chelines entre los alumnos y se le entregó al Masón jefe pero éste arrojó el dinero al suelo con la frase “Los Franc Masones no beben el dinero de los Cowans.” Uno de los Oficiales nos dijo que nos retirásemos del Taller pues nuestra presencia allí iba contra las reglas de su Fraternidad por lo cual decidimos irnos y no correr el riesgo de ser “tirados afuera.

Cuando le contamos al dueño estos hechos, nos informó que esos hombres pertenecían al antiguo Gremio de los Masones Libres y “si no los quieren en el Taller, no los quieren y nadie puede convencerlos pues antes harán huelga y abandonarán el trabajo. Ellos no quieren su dinero y si ustedes desean saber algo sobre el trabajo de los Masones, mejor que ingresen a la Venerable Sociedad de los Franc-Masones.”

Qué es Franc-Masonería?” preguntó uno de los alumnos a quien se le replicó: “La práctica del Arte Tectónico.” – “Pero, ¿qué es Arte Tectónico?” – “Es la ciencia de construir templos y otras importantes estructuras y trabajar en piedra de acuerdo con los antiguos usos y costumbres establecidas de la Venerable Sociedad de Franc-Masones la cual es una Sociedad muy antigua, probablemente de tres o cuatro mil años.”

El primer paso para obtener el ingreso en dicha Sociedad fue llenar un Formulario de Solicitud una copia del mismo se da a continuación:

Formulario A

Solicitud para el Super Intendente de los Trabajos de la Venerable Sociedad de Masones Libres, Masones Rústicos, Amuralladores, Pizarreros, Pavimentadores, Yeseros y Ladrilleros.

Yo, Clement Edward Stretton, siendo el hijo de Clement Stretton, un Hombre Libre del Burgo de Leicester, y de dieciséis años de edad, humildemente ruega ser hecho Aprendiz del Antiguo y Honorable oficio.

Estoy impulsado por una previa opinión favorable de la Fraternidad y por el deseo de conocimientos que me permitan trabajar en el Oficio.

Además, prometo y juro que me conformaré a todos los antiguos usos y costumbres establecidas de la Orden.

Atestiguado por mi mano este ……… día de …………………..de 1867.

Firmado ………………………………….

Testigo ………………………………….

oOo

Luego, los nombres fueron puestos en cartelera sobre la puerta del Taller y posteriormente el Super Intendente nos informó que habíamos sido aprobados y elegidos para ser sujetos a la votación de la Logia en el momento de la Aceptación. Además, nos indicó ir a la puerta del Taller Nro. 1 a mediodía en punto del día siguiente, viernes, y nos instruyó acerca de la forma de entrar al espacio entre las puertas interiores y exteriores. También, fuimos especialmente instruidos en dejar nuestros relojes y joyas en las “Arms” (3) y de llevar sólo dinero suficiente para el pago de los honorarios.

La rutina de los procedimientos puede ser resumida, hasta cierto punto, por los siguientes títulos en que se encuentra dividida:

DESEO de convertirse en miembro de la Sociedad

CONSULTA con el Super Intendente.

SOLICITUD al Super Intendente: llenado del Formulario y entregado en mano.

NOMINACION propuesta, secundada y sostenida por otros cinco miembros.

CONSIDERACION por los Oficiales.

COMUNICACION de nuestra aceptación provisoria.

SOLICITUD expuesta en el Taller Nro. 1 a Mediodía en punto

PURIFICACION.

EXAMINACION por el médico de la Logia.

INTERROGACION sobre edad, carácter, conocimiento del oficio y si habíamos sido, en alguna oportunidad, expulsados, despedidos o rechazados en algún trabajo.

CIRCUNAMBULACION.

ACEPTACION.

INICIACION.

OBLIGACION.

LIBERACION del lazo del Aprendizaje y convertirse en un Hermano Libre.

oOo

Luego, se recolectó dinero entre los miembros presentes y nos entregaron fichas de bronce de equivalente valor para permitirnos obtener pensión y alojamiento por ocho días en la “Free Mason’s Arms Inn” (Posada de Armas de los Franc-Masones.)

Entonces, los Masones se mostraron más amables con nosotros y nos enseñaron varias materias relacionadas con el trabajo o el oficio. Nos invitaron a una fiesta, cantaron la “Apprentice Mason’s Song” (Canción del Aprendiz Masón) y pasamos un buen y alegre momento con ellos.

Los Maestros explicaron que estábamos sujetos por siete años y por ese período debíamos servir pero como en ese tiempo había poco trabajo en el Taller debíamos ser colocados en la ‘Journey-list” (Lista de Viajeros) y viajar por el país, buscando trabajo donde pudiéramos encontrar y recurrir a cualquier ‘Free-Mason’s Arms Inn” en caso de necesidad. Nosotros habíamos jurado como ‘Journey Men” (Hombres Viajeros), habíamos pagado los aranceles para cubrir los seis años y once meses de tiempo no servido y habíamos sido comprometidos nuevamente para retornar al Taller para ser “made Free” (hechos Libres) al término de los siete años. Bajo estas condiciones fuimos liberados. Los Masones estaban muy tristes cuando partimos, nos desearon un “right good journey” (recto y buen viaje) y un seguro retorno a la Logia cuando quisiéramos.

Cuando el período hubo expirado, cuatro de los alumnos retornaron a los trabajos y en el grado de Aprendiz llenaron y colocaron el siguiente Formulario B:

Formulario B

Solicitud al Super Intendente de los Trabajos de la Venerable Sociedad de Masones Libres, Masones Rústicos, Amuralladores, Pizarreros, Yeseros y Ladrilleros.

Yo, Clement Edward Stretton, luego de haber servido bien y verdaderamente como Aprendiz Admitido del Oficio de Masón Libre por siete años y siendo mayor de edad con veintiún años, ruego humildemente ser Liberado del Lazo de servidumbre para permitirme ser pasado al honorable grado de Compañero del Oficio de Masón Libre.

Prometo y juro, además, que si fuera admitido al Compañerismo, por siempre me conformaría a todos los antiguos Usos y Costumbres establecidas de la Fraternidad como lo han hecho todos los Compañeros en todas las edades.

Atestiguado por mis manos este día ……..de ……………..de ………….

Firmado………………………………….

Testigo. ………………….. Certificación de la Firma ……………………….

Firma ………………………………….

(Super Intendente)

Aprobado………………………………….

(G. M. M. VII)

—oOo—

Luego de haber sido liberado del Lazo del Aprendiz, fuimos al Taller del Segundo Grado y pasamos por la ceremonia de Compañero del Oficio de Masón Libre; ese mismo día partimos nuevamente en un viaje de trabajo de un año como “Compañeros en Viaje”.

Mi Registro personal es el siguiente:

– ler. Grado: Mayo de 1867. Aprendizaje y servidumbre por siete años.

– 2º. Grado: Mayo de 1874. Pasado a Compañero del Oficio.

– 3er. Grado: Mayo de 1875. Super Compañero del Oficio.

– 4º. Grado: Mayo de 1876. Constructor en el sitio del Templo.

– 5º. Grado: Mayo de 1877. Intendente y Super Intendente de los Trabajos.

– 6º. Grado: Mayo de 1878. Aprobado el examen como Maestro y designado como “Junior Passed Master” (Segundo Maestro Aprobado) Octubre de 1890: designado como Tercer Diputado ante los Maestros Masones – Octubre de 1897. designado como Segundo Diputado ante los Maestros Masones – Octubre de 1901: designado como Primer Maestro Aprobado y Gran Diputado ante los Maestros Masones.

– 7º. Grado: Octubre de 1908. Instalado como Tercer Maestro Masón de la División de York nombrado y saludado como H. A. B., Príncipe de los Masones Libres – Octubre de 1909: asesi…

De esta manera, después de estar en la lista de activos por cuarenta y dos años y medio, una línea fue trazada sobre mi nombre y las palabras “asesi…, 2 de Octubre de 1909″ fueron escritas a su lado.

—-oOo—-

Este muy poco conocido documento masónico, por su mera existencia, pone en tela de juicio varias supuestas verdades sostenidas, con poco sentido crítico, por muchos “scholars” especializados en estudios masónicos. En efecto, sin profundizar de modo alguno en el mismo podemos enumerar simplemente algunas pocas conclusiones: no es verdad que la constitución de la Gran Logia de Londres, en 1717, salvara a la Masonería de su progresiva extinción ni que los Masones Aceptados fueran una amplia mayoría por sobre los Masones Operativos que habían casi desaparecido sino que, por el contrario, los Masones Operativos poseían sus propias Logias y organizaciones y no participaban en los preparativos de organización de la Masonería moderna que estaba políticamente aliada a una dinastía usurpadora del poder político de Gran Bretaña. Finalmente, tampoco es verdad que los Masones Operativos fuesen una masa de obreros semi-analfabetos y con poca cultura incapaces de trabajar más que en dos Grados (Aprendiz y Compañero) e ignorantes de otros Altos Grados pues, según este documento, el sistema de trabajo constaba de siete Grados cuando lo que, en realidad, ocurría es que los Modernos, ellos sí, no conocían otros Grados superiores a los que ellos mismos poseían: el primer Grado de Compañero cuando, como se ha visto, los Masones Operativos tenían tres clases distintas de Compañeros. Lo que ha ocurrido realmente es que, muchas veces, ciertos intereses creados y prejuicios distorsionan los hechos y su correcta interpretación hasta que finalmente se impone la divisa de “Lux ex Tenebras” …

NOTAS

1 Venerable Sociedad de Masones Libres, Masones Rústicos, Amuralladores, Pizarreros, Pavimentadores, Yeseros y Ladrilleros.

2 Palabra propia del vocabulario técnico de los Masones de Escocia que significa albañil no-iniciado, hueco, espía, etc.

3 Clase de Masones Rústicos admitidos al trabajo grueso de las canteras pero no miembros de la Logia Nº 2 de los Compañeros del Oficio. Se los consideraba como “asociados” al trabajo de desbaste de las piedras y poseían sus propias ceremonias internas.

Dr. JORGE FRANCISCO FERRO – CONICET (Argentina)

Tomado con permiso del webmaster de www.symbolos.com