miércoles, 25 de noviembre de 2015

LAS DIVERSAS MASONERIAS: SUS RITOS


LAS DIVERSAS MASONERIAS: SUS RITOS

Los ritos masónicos no deben confundirse con los rituales. Rito masónico es aquél que engloba la estructura orgánica, la aplicación de sus ceremonias, cómo deben ser los ornamentos de los templos, vestuario y arreos, y el tipo de estudios que se realizan.
Lamentablemente hay quien cree que sólo existe un tipo de masonería o un solo rito en la masonería. Suelen verlo así los que nunca han examinado de cerca la masonería, o ni se han molestado en conocerla y la critican como si fuera una sola.
Entre 1727 y 1728 acontecieron dos rituales modernos de la masonería, uno deísta, que aceptaba a todo tipo de aspirantes, independientemente de su religión; y un segundo que era católico y que sólo aceptaba miembros de esta religión.
Se entiende por masones “modernos” los establecidos por la Gran Logia de Inglaterra, mientras se conoce por “antiguos” a los basados en la masonería de York, de la que ahora hablaré. Sí que puntualizaré que, en la actualidad, todos los masones son “adoptados”, como así se les conoce, pues han dejado de ser constructores (como sucedía en la Edad Media), y sólo se dedican al estudio.
Por último, para que quede clara la diferencia entre “modernos” y “antiguos” diré que los primeros eliminan plegarias, excluyen signos penales, y suprimen juramentos cristianos; mientras que los “antiguos” practican la masonería cristiana y añaden oficiales relacionados con liturgias cristianas.
La masonería de York se forma en las primeras colonias americanas, establecidas en Philadelfia, hacia el 1730. El Rito York es una derivación de los antiguos masones ingleses y del ritual de los irlandeses. Este rito se compone de 13 grados, donde los primeros 3 grados serían los habituales grados azules de aprendiz, compañero y maestro. Los altos grados de este rito son el 11, el de Caballero de la Cruz Roja; el 12, el Caballero de Malta; y el 13, Caballero del Temple. Lo cual dice mucho de los orígenes de la masonería.
El Rito Schröder se difunde a partir del 1801 por Friedric Ludwig Schröder y es el que se practica en Alemania. Se trata de un rito cristiano basado en las logias de los antiguos. Es curioso ver a sus integrantes porque los maestros masones usan sombrero de copa alta en sus tenidas (reuniones). Podemos decir que es bastante similar al Rito York, pero con la diferencia de que no hay altar.
El Rito Ecce Orienti es ocultista y originario de la ciudad de Nueva York. Su nombre completo es, en realidad, “Rito y ceremonias de los Modernos Esenios”. Sus miembros interpretan, desde el punto de vista esotérico, la visión de la secta judía de los esenios.
El Rito Irlandés pertenece a la familia de los Ritos York, y fue introducido en las colonias americanas en 1730.
El Rito Finlandés se practica desde 1920 en Finlandia, y es prácticamente idéntico al Ecce Orienti.
El Rito de Adopción Americano es otro Rito York, igual que los anteriores, pero con la particularidad de dar entrada a la mujer. Sólo tiene 3 grados.
El Rito Emulación es aquel que engloba los dos sistemas de la masonería, el antiguo y el moderno. Se estableció en 1813 y es el de mayor uso en la Gran Logia Unida de Inglaterra. Por supuesto, al incorporar elementos de los ritos “modernos” da importancia al ágape fraternal (comida entre hermanos al final de una tenida o reunión mensual), así como a las cadenas de confraternización (la solidaridad entre masones pidiendo por un bien común de la humanidad).
El Rito Canadiense es una derivación del Rito Emulación que únicamente se practica en las logias de Canadá. Fue creado entre 1855 y 1860.
El Rito Taylor es otra derivación del Rito Emulación y tuvo su primer ritual impreso en 1908.
El Rito Logic es otro derivado del Rito Emulación y apareció en 1880.
El Rito Bristol es de Emulación, aunque incorpora partes del Rito Escocés Antiguo y Aceptado, y del Rito Memphis y Mizraim, del que más tarde aportaré información.
El Rito Oxford es de Emulación y se usa en Oxford, bajo la autoridad de la Gran Logia Unida de Inglaterra. Comenzó a usarse en 1870.
El Rito Sussex es de Emulación y aparece en 1840.
El Rito Calver es practicado en la actualidad por 27 logias que dependen de la Gran Logia Unida de Inglaterra. Se debe al masón Arthur Calver.
El Rito Danés surge en 1990 y es de Emulación. Se practica por cerca de 40 logias bajo la jurisdicción de la Gran Logia de Antiguos y libres masones de Dinamarca.
Entre 1727 y 1768 comenzaron a aparecer los llamados ritos franceses, conocidos también como gálicos, aunque se le da ese apelativo a las logias católicas; mientras que se dice que un rito francés anglicano es aquel que utiliza un ritual deísta, es decir, el que cree en un ser supremo, pero sin importar la religión de donde provenga.
En la actualidad sólo pervive un rito francés llamado moderno, basado en la compilación establecida en 1786, adaptada e impresa en 1801, en la obra “Regulador del masón”. El rito es deísta.
El Rito Húngaro de San Juan es una derivación del Rito Francés de 1801, pero con los debidos ajustes para ser practicado en Hungría.
El Rito Operativo de Salomón es francés y fue promovido en 1968. Sólo se compone de 9 grados.
El Rito Escocés Antiguo y Aceptado (REAA) nace de las logias gálicas francesas, y fue promovido por los escoceses establecidos en Francia en los años 1727 a 1768, Andrew Ramsey, el tutor del Duque francés de Château-Thierry; y Stephen Morín. Su filosofía es laica, lo cual le llevó a problemas con los Ritos York y la Iglesia Católica. Probablemente sea el más conocido por todo el mundo y es el que se compone de 33 grados.
El Rito Adomhiramita es una derivación del REAA, y surge en el 1758 bajo el patrocinio del Barón Theodore Henry de Tschoudy. Retorna a las bases principales de la masonería, y es esencialmente metafísico, esotérico y místico.
El Rito Nacional Mexicano es una derivación del REAA y surge en el 1825 bajo la iniciativa de 9 masones escoceses y yorquinos, para instalarse en México. En 1945 adoptaron la libertad de creencias religiosas y la participación femenina. Este rito ha sufrido diversos cismas, por lo que es habitual ver en este país el Rito Nacional Mexicano, el Rito Nacional Independiente, etc.
El Rito Brasileño es una derivación del REAA y tienes sus orígenes en 1864 cuando un caballero rosacruz de nombre desconocido dirige la propuesta de crear un rito de rasgos nacionalistas. Estuvo a punto de ser suspendido como rito en el 1940, después de la expulsión de su Gran Maestro y de 45 logias del Estado de Sao Paulo, al producirse un escándalo en el que no se cumplían los preceptos masónicos. Este rito es ahora deísta.
El Rito Simbólico Italiano es una derivación del REAA y surge en 1876 bajo un grupo de logias italianas.

El Rito Escocés Primitivo se ubica dentro de la familia francesa, y aunque tiene rasgos irlandeses, la mayoría de connotaciones son escocesas. Este rito recupera tradiciones propias de la masonería operativa y se considera a sí misma estuardista o jacobita, simpatizantes del rey Jacobo II de Inglaterra. Su lema es “Primigenius more majorem” y funciona con hombres y mujeres, de forma mixta. Para las tenidas sus oficiales usan tricornios y espadas. En los últimos tiempos se han dejado influir por el martinismo ruso. La orden martinista iniciada por Papus busca reintegrar al hombre antes de su caída; por tanto, el martinismo es esoterista.
El Rito Australiano es una derivación del REAA y se consolida en 1985. Su sistema es cristiano y sus adeptos declaran su adhesión a la Santísima Trinidad. Le dan mucha importancia al llamado grado Rosacruz, por su afiliación con estos.
Los ritos egipcios existieron desde los albores de la masonería. El tratado alemán Crata Repoa, editado en 1770, menciona los mismos, describiendo su filosofía y funcionamiento.
Por tanto, el Rito de Mizraim es egipcio y constituido en 1788 en Venecia, por José Balsamo, el llamado Conde de Cagliostro. Contiene 90 grados, y al masón de todos los grados se le llama Gran Hierofante. Se introdujo en Francia en 1814, y en Inglaterra y Escocia hacia el año 1824.
El Rito Memphis, también conocido como Rito Oriental, fue establecido por Marconis de Négre. Proviene del 1798, de logias escocesas.
El Rito Memphis-Mizraim se debe a José Garibaldi en el 1881. En España se instaló en el 1887, y ya a finales del siglo XIX en nuestro país funcionaban 198 logias. Alcanza los 99 grados y usa como ritualística todo lo concerniente al Rito Memphis. Las logias son mixtas, de hombres y mujeres. Fue muy perseguido por los nazis durante la Segunda Guerra Mundial.
El Rito de Adopción Francés fue femenino siempre. Consta únicamente de 10 grados. Sus actividades son filantrópicas, si bien en tenidas suelen reflexionar sobre los problemas de la sociedad.
El Rito de la Estricta Observancia funciona desde los albores de la masonería, y es protestante. Opera con influencias del Martinismo y los rituales de San Juan, aplicando los usos de las logias anglicanas. Los ritos rectificados son practicados por cerca de 60.000 masones en todo el mundo.
El Rito Escocés Rectificado asimila la masonería de San Juan, cristiana, aunque anglicana. Su origen y fundación se debe a Jean Baptiste Willermoz, en 1773.
El Rito Sueco es rectificado, un rito cristiano de la llamada Estricta Observancia, o sea templaria. De hecho, podemos decir que todos los ritos de la Estricta Observancia son templarios. El Rito Sueco comenzó a usarse en 1735 por el Conde Axel Wrede-Sparre. Cuenta con 11 grados. Es practicado por cerca de 40.000 masones en todo el mundo. Y casi todos los reyes suecos han pertenecido a este rito masónico.
El Rito Swedenborg nace en Nueva York, Estados Unidos. Su inspirador fue Emanuel Swedenborg, sueco, y lo funda en 1776. Por descontado es de 11 grados.
El Rito Zinnendorf es la versión del rito sueco adaptado a los países germanos. Fue creado a principios del siglo XIX en la antigua Prusia por Johann Willhelm Zinnendorf.
El Rito de Fessler fue fundado en 1804 por el masón húngaro Ignacio Aurelio Fessler. Sólo opera con 3 grados y es considerado “moderno”.
A grandes rasgos, podríamos decir que estas son las grandes familias masónicas de los ritos principales. No obstante, para este estudio, no he tenido en consideración los diversos cismas que dan sub-ramas, lo que aproximadamente nos daría 200 ritos masónicos diferentes en la actualidad.
Como se puede apreciar coexisten dos formas de pensamiento en la masonería: el deísta y laico, y el cristiano. El primero recibe corrientes filosóficas y esotéricas. Y el segundo es cristiano. Lo cual se traduce en un choque entre ambas masonerías, que ha dado pie a hablar de una masonería irregular, la francesa, la deísta y laica; y una masonería regular, la cristiana. Es más, muchas veces los masones de uno y otro bando no se reconocen entre sí, y se niegan a llamarse hermanos por las diferencias de criterios. Los masones regulares afirman que son reconocidos a nivel mundial por los Grandes Orientes y que disponen de Cartas Patentes antiguas. Los masones irregulares son de origen francés o belga, permitieron siempre el debate político y religioso en sus filas, y afiliaron a agnósticos y ateos, aunque promulguen su adhesión al principio creador del Gran Arquitecto del Universo.
Los masones regulares siempre han sido aristocráticos y puritanos en sus orígenes, debiéndose al cristianismo, y a un carácter más conservador. Mientras que los masones irregulares se autodefinen teosóficos y descristianizados, aparte de liberales y republicanos.
A pesar de unos y otros, hay que afirmar con rotundidad que no existe una masonería política, sino masones metidos en política. O sea masones que han influido en el devenir de las naciones.
Hechas estas puntualizaciones ahora será más fácil comprender que no podemos hablar de una única masonería, sino de ritos diferentes, que entienden y ven la sociedad de forma diferente, hasta llegar incluso a discrepancias que hacen que masones de una y otra índole no se reconozcan entre sí.